Avatar

Mi bebé tiene un bulto en el pecho

Es frecuente que los padres descubran de forma casual un pequeño bulto localizado justo debajo del pezón, que se mueve con facilidad y parece no dolerle al recién nacido.

 

Este fenómeno es bastante común y puede no representar nada grave, sin embargo si es recomendable estar al pendiente de su desaparición.

 

Durante el tiempo que el bebé ha estado en el vientre de su mamá, a través de la placenta, ha ingerido gran cantidad de hormonas de la madre. Entre ellas está la prolacticna, hormona que se encarga de estimular el desarrollo de la glándula mamaria.

 

Nota

 

Cuando llegamos a detectar un pequeño bulto en alguno de los pechos de nuestro bebé es recomendable tocarlo lo menos posible, el objetivo es no estimular la secreción porque como no se va a hacer regularmente y la glándula no está preparada para esa función, es fácil que no drene bien, ocasione obstrucciones y a veces incluso mastitis.

 

En caso de que llegues a notar alguna pequeña secreción obsérvala, mientras no esté caliente o roja, ni el bebé tenga signos de dolor o fiebre, no es necesario alarmarse.

 

Nota2

 

Pero, ¿qué ocurrirá con esta glándula?

 

Con el paso del tiempo se atrofiará si no se vacía el pecho del bebé, ni se estimula con succión, ya que no va a producir más prolactina y ante la falta de hormonas se reducirá hasta desaparecer.

 

19 enero 2016
No Comments
84 Views

No Comments